sensibilidad suspendida

(razón: allá)



las comillas de nadie

hoy fui al museo arqueológico y vi una sandalia de cinco mil años, sandalia de dedo, y ahí estaba yo, ojo avizor. ojo rojo. búsqueda extraña de la sincronización, pensando en una ese que debía ser equis. las letras son una inmersión por mi parte. quiero decir, son una inversión, quiero decir,
quicir, esto, '¿cómo era, dios mío, cómo era?'