sensibilidad suspendida

(razón: allá)



llorar como si nos estuviéramos corriendo

6 comentarios:

Comtessa d´Angeville dijo...

Si es que entre llorar y follar sólo cambia una letra.


¿O dos? No sé, aclárenmelo ustedes que son las de letras.

La pequeña Delirio dijo...

Sangrar como si nos estuviéramos corriendo... abiertas en canal...

u minúscula dijo...

Que venga Artaud a explicarlo todo: Ahora tendría que hablar de la descoporización de la realidad, de esa especie de ruptura aplicada, que parece multiplicarse ella misma entre las cosas y el sentimiento que producen en nuestro espíritu, el sitio que se toman. Esta clasificación instantánea de las cosas en las células del espíritu, existe no tanto como un orden lógico, sino como un orden sentimental, afectivo.
Que ya no se hace: las cosas no tienen ya olor, no tienen sexo.
Pero su orden lógico a veces se rompe por su falta de aliento afectivo.
Las palabras se pudren en el llamado inconsciente del cerebro, todas las palabras por no importa qué operación mental, y sobre todo aquellas que tocan los resortes más habituales, los más activos del espíritu.

u minúscula dijo...

extracto de su "descripción de un estado físico".

u minúscula dijo...

llorar y follar, resorte, oh, joder, me vais a romper, pero hecha añicos os quiero más..

u minúscula dijo...

CHILLEN, PUTAS!!!!

Dales la vuelta,
cógelas del rabo (chillen, putas),
azótalas,
dales azúcar en la boca a las rejegas,
ínflalas, globos, pínchalas,
sórbeles sangre y tuétanos,
sécalas,
cápalas,
písalas, gallo galante,
tuérceles el gaznate, cocinero,
desplúmalas,
destrípalas, toro,
buey, arrástralas,
hazlas, poeta,
haz que se traguen todas sus palabras


(las palabras, octavio paz)