sensibilidad suspendida

(razón: allá)



lloro a borbotón

quizá comienza así el deshielo.
el título lo puso otro:
exploradores del abismo.
el problema es que tengo los
resortes bien armados
y regreso demasiado pronto.
tengo que instalarme, instaurarme,
un rato en el borde palpebral.
me está contando algo.

8 comentarios:

Meryone dijo...

yo ya no lloro, sólo odio

me durará poco, pero odio incondicionalmente, ahora mismo

besos, niña rebe

Lara dijo...

qué

arroja dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Nébula dijo...

yo tampoco lloro, como Meryone, se me olvidó en algún momento y se me estancan los océanos...
exploradores del abismo? a ti también te gusta Enrique Vila-Matas? ese libro me encantó *.*
Ánimo! todo es una pequeña edad de hielo .*

arroja dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
arroja dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
u minúscula dijo...

arroja, lloro más..
pero muy bien, bueno no sé. cuesta aguantarse en el trabajo. me iría al parque a llorar mucho. me hacen tan bien tus regalos! incluso me he puesto algunos en el facebook..
jo es que estoy en un plan..

Meryone dijo...

tengo un amigo menos. de los más importantes

me cansé de que no lo fuera y de muchas cosas

y ayer estaba muy cabreada por alusiones que había hecho

creo que lo odio tan intensa e incondicionalmente como antes lo quise. y eso es malo. la indiferencia es el objetivo

odiar tiene su encanto, pese a todo...

mua